lunes, 17 de julio de 2017

DÍA 817: Arritmia emocional

Hay momentos en la vida en la que cabeza y corazón se desajustan de manera tal que las arritmias emocionales nos dejan en un estado inerte y desconectado.

Esta ruptura en el flujo eléctrico de nuestro circuito interno es, sin duda, un factor de riesgo inherente para la búsqueda continua de motivación vital.

Complejidades existenciales que, de no ser conscientes de las mismas, nos pueden llevar a estados de desidia, aturdimiento y profunda oscuridad que no son nada recomendables.

A veces es necesario parar. Echar el freno y mirar hacia dentro. Implosionar envueltos en un estado de instrospección valiente y desafiante con uno mismo. Solemos ser nuestros peores enemigos, sobre todo en momentos de incertidumbre y temor.

http://3.bp.blogspot.com/-LUb2NOQ87-4/TwE0qfsBN9I/AAAAAAAAADI/v34dyj_U9MU/s1600/introspeccion.jpeg
En cualquier caso, a veces tener el automático puesto nos ayuda a superar ciertas situaciones de cambio transcendental, sin embargo, tan pronto uno identifique que se asoma por debajo de puerta la pequeña sombra de la escisión emocional (tanto interna como con el mundo que nos rodea) se debe poner remedio y evitar que la patita disfrazada de tierna oveja esconda a un cruel y melancólico lobo que nos arrastre a las profundidades.

Cómo hacer este ejercicio es algo para lo que todavía no tengo respuesta, de momento solo he aprendido a identificar estados... cómo transitar por ellos, entenderlos y domarlos sigue siendo a día de hoy una tarea pendiente. Probablemente esto se deba a que de manera incansable me reto y exijo cada día un mayor conocimiento emocional de mi misma, a pesar de las continuas arritmias.

Como hace poco tiempo me regaló alguien astuto y versado, tal vez esto se deba a que he descubierto que soy "mucho más fuerte hacia fuera y mucho más débil hacia dentro" y eso, clavado en mi pensamiento, es lo que intento alinear actualmente con mi corazón azotado y en duelo.

...........................................

1 comentario:

Riberaine dijo...

En estos casos ,yo lo que hago es hacer un viajecito.No tiene que ser muy lejos ,sacar la mente de el circuito habitual ayuda a desintoxicarla .